Juventud

#BLACKLIVESMATTERS

“No puedo respirar”: el grito que desató la bronca y la lucha por nuestras vidas

Al día 100 de cuarentena la situación de crisis social y económica se profundiza y aumenta la brutalidad policial. Miles se levantan en el mundo a grito de #BlackLivesMatters y contra este sistema capitalista de explotación y opresión. Es momento de organizarnos. Sumate al Encuentro Debate el Martes 30-06, 18:30 hs, por ZOOM.

Diego Talice

Licenciado en Economía - @taldigo

Belén Soria

Secretaria de Cultura CESACO UNLa - Juventud del PTS

Jueves 25 de junio | 16:41

Las imágenes que recorrieron el mundo, donde un policía terminó con la vida de George Floyd, despertaron la bronca acumulada de la juventud afroamericana y estadounidense. Rápidamente se extendieron en todo el mundo. Es la que bronca que amasamos desde que empezamos a ser conscientes de las situaciones a las que nos arroja este sistema capitalista de desigualdad y que se profundizaron con la pandemia.

En 2019, a nivel mundial, la tasa de desempleo juvenil fue de 13,6%, siendo la más alta de cualquier otro grupo poblacional. Según un estudio de la OIT antes de la pandemia el 77% de los jóvenes trabajaban en sectores informales. En la actualidad, producto de la Coronacrisis, 1 de cada 6 personas menores de 29 años han dejado de trabajar. Y aquellos que conservaron sus trabajos han visto su jornada se reducirse en un 23% en promedio.

La muerte de Floyd fue un disparador y desató la bronca, comenzaron masivas movilizaciones en Minneapolis y se extendieron por todo Estados Unidos, replicándose en Inglaterra, Alemania, Francia, Holanda, Brasil y otros países. El racismo de las fuerzas estadounidenses dejó en evidencia que la mayoría de sus víctimas son personas negras, que además son parte de los sectores más empobrecidos y precarizados de esa sociedad. Esto llevó al movimiento #BlackLivesMatters a instancias de exigir la expulsión de la policía de los sindicatos, el desfinanciamiento de la fuerza e incluso su abolición.

Desde EEUU a Argentina los policías son un mecanismo vital del Estado para proteger la propiedad privada, romper las huelgas, reprimir a la clase trabajadora y a los pobres. En nuestro país, desde el 20 de marzo a esta parte, se suman decenas de denuncias sobre abusos, torturas, detenciones arbitrarias y casos de gatillo fácil. En Tucumán la policía es responsable de la desaparición seguida de muerte de Luis Espinoza, en Berazategui asesinaron a Alan Maidana. Cientos de jóvenes se movilizaron en respuesta, pidiendo #JusticiaPorAlan y exigiendo que termine la violencia policial. Hace sólo unos días, la policía asesinó a Fernando Leguizamón en Quilmes y luego dispersó con balas de goma a los vecinos que se reunieron a repudiar el hecho.

No es casual, cuando el Ministro de Seguridad de la Provincia de Buenos Aires se pasea portando un fusil frente a las cámaras. La presencia de las fuerzas en los barrios se multiplica, justificada por el gobierno como método para garantizar una cuarentena que, sin un GPS claro, profundizó la situación de crisis económica de millones y principalmente en los barrios más humildes del AMBA.

Te puede interesar:"Soy de derecha": el identikit de Sergio Berni

Pareciera ser esta la respuesta del gobierno a la corona-crisis. Alberto Fernández y Axel Kicillof responden con militarización y no garantizan alimentos ni recursos suficientes para todas las familias. El IFE de $10.000 no alcanza. Miles de las familias en los barrios comen gracias a la solidaridad de vecinos, jóvenes y trabajadores que organizan ollas populares y realizan donaciones, como los trabajadores papeleros de Ansabo que donaron parte de su producción de sanitizantes a Villa Azul, producción que realizaron junto a estudiantes de UNQ, UNAJ y docentes.

Te puede interesar: Villa Azul: La Coordinadora de Trabajadores de Zona Sur entregó a los vecinos alimentos y sanitizantes

El capitalismo no tiene nada bueno para ofrecernos, es momento de organizarnos

Está en juego quién paga la crisis. Las patronales ya tienen su plan para que la paguemos los trabajadores. Christoph Ernst, referente de la OIT en Argentina, dice que: “La situación de desempleo juvenil es una de las mayores preocupaciones en el mercado argentino” y agrega: “Los jóvenes son los últimos en entrar al mercado laboral pero también los primeros en salir”

Frente a esto, cientos de jóvenes en el país se organizan en La Red de Trabajadores Precarios, Informales y Desocupados, para pelear por trabajo genuino para todos y para no seguir bancando la precarización que también se lleva la vida de jóvenes trabajadores como Franco Almada de Apps que falleció repartiendo pedidos.

Sin embargo, en las universidades nos quieren hacer creer que todo está bien. Las gestiones no dicen una palabra acerca de la crisis económica que atravesamos y de la deserción, de los problemas de las cursadas virtuales y de la situación de precarización de los docentes. Quieren hacer creer que la universidad es una burbuja exenta de todos lo que sucede afuera.

Los Centros de Estudiantes apañan esto y no toman el rol que tienen que tomar: el de organizar a los estudiantes, no solo por las condiciones que están pasando lxs estudiantes y sus familias, sino también como una fuerza capaz de intervenir en la realidad, uniéndose a la lucha de los trabajadores y aportando su conocimiento al servicio de las grandes necesidades. En la Universidad de Quilmes, por ejemplo, la gestión puso a disposición el campo de deportes, pero para montar una Base Operativa de la Bonaerense. Los mismos que reprimieron a los trabajadores de Penta. Los Centros de Estudiantes, conducidos por agrupaciones peronistas y kirchneristas, todavía no se pronunciaron frente a esta situación que lleva más de tres meses.

Tenemos en claro que no vamos a resignar nuestro futuro. Por eso, queremos empezar a organizarnos junto a lxs trabajadores, ellos en la pandemia dejaron en evidencia que es la clase que maneja los resortes de la economía y la única esencial. Cientos de trabajadores se arriesgan para ir a trabajar y poder traer un ingreso a sus casas ¡Las vidas de los trabajadores importan!

Queremos proponerte empezar a tener un espacio en común y abierto, donde seamos decenas de estudiantes universitarios, terciarios y secundarios, para organizarnos frente a los abusos policiales, la profundización de la corona-crisis en curso y para dar una respuesta a lo que se avecina. Por eso queremos juntarnos a debatir qué rol podemos tomar frente a la crisis y contra la escalada represiva.

Te invitamos al primer Encuentro Debate por Zoom el Martes 30-06 a las 18.30hs con invitados de lujo: Juan Cruz Ferre editor de @Left Voice de EEUU junto a Carla Lacorte autora de “La Disciplina de las Balas” referente de los DDHH, sobreviviente del gatillo fácil y dirigente del PTS.

Si queres participar contactanos al 1123866820 o en las redes sociales.







Temas relacionados

UNAJ   /    #BlackLivesMatter   /    Black Lives Matter   /    UNLa   /    UNLZ   /    UNQ   /    Carla Lacorte   /    Sergio Berni   /    Gatillo fácil   /    Zona Sur del Gran Buenos Aires   /    Universidad   /    Juventud

Comentarios

DEJAR COMENTARIO