Mundo Obrero

QUILMES

Ansabo: la gestión obrera realizó una olla popular al servicio de la población

Los trabajadores de la papelera del barrio Villa La Florida, junto a la Comisión de Mujeres, se encuentran realizando la actividad junto a organizaciones solidarias, políticas y estudiantiles que se acercaron a colaborar. El ejemplo de Ansabo se suma al del resto de las gestiones obreras, demostrando que las fábricas bajo control obrero pueden jugar un rol fundamental para enfrentar la pandemia. Mirá el video.

Sábado 18 de abril | 12:28

HTML

Los trabajadores y la Comisión de Mujeres de la papelera Ansabo del barrio Villa La Florida, en la zona sur del conurbano, se encuentran realizando una olla popular en la planta (Av San Martín 1257) para brindar alimentos a las familias del barrio. “Bajo las medidas de la cuarentena y ante la crisis económica que se avecina creemos en la solidaridad entre lxs trabajadorxs para poder llevar la comida a casa”, explican en un comunicado.

De la actividad participan organizaciones sociales y políticas como el Frente de Organizaciones en Lucha (FOL), el Partido de Trabajadores Socialistas (PTS), docentes de la Secretaría de la Salud del SUTEBA Quilmes, trabajadores de distintos sectores como el frigorífico Penta, y organizaciones estudiantiles como la secretaría de En Clave Roja del CECSEA de la Universidad Nacional de Quilmes.

La iniciativa se da en el marco de la emergencia social y económica desatada por la pandemia del COVID-19, frente a la que el gobierno toma medidas totalmente insuficientes para evitar el sufrimiento de las familias obreras, mientras destinó ya 250 millones de dólares al pago de la deuda desde que empezó la pandemia, y continúan los despidos, las suspensiones y las rebajas salariales por los empresarios con la complicidad de la burocracia sindical y el accionar de las fuerzas de seguridad sobre las y los trabajadores que pelean por sus salarios y contra los cierres ilegales, como ocurrió la semana pasada en el frigorífico Penta, donde la Policía de Sergio Berni y Axel Kicillof reprimieron duramente a los trabajadores.

En la provincia de Buenos Aires, donde la pobreza llega al 40% y son millones los trabajadores informales que vieron reducirse sus ingresos, la ayuda alimentaria escasea en los comedores escolares donde se realiza el reparto de comida, como han denunciado ante el gobierno provincial organismos de derechos humanos y diputados como Claudio Dellecarbonara del PTS/FIT.

Te puede interesar: Claudio Dellecarbonara adhirió a la presentación del CeProDH ante la falta de alimentos en las escuelas

En ese sentido, el rol que vienen cumpliendo las fábricas bajo control obrero junto a profesionales y estudiantes, en el marco de la pandemia, y la emergencia social y económica que está sufriendo la población es fundamental. El ejemplo de las familias de Ansabo se suma al de Madygraf, en la zona norte del conurbano, donde las y los trabajadores readecuaron la planta para poder producir alcohol en gel y mascarillas, que ya comenzaron a entregar a hospitales y barrios de la zona. En este sentido, también lo hicieron Textil Traful Neuquén y Zanon, demostrando cómo el control obrero de la producción puede orientarse para ponerse al servicio de enfrentar la pandemia.

Te puede interesar: Gestiones obreras: “Es posible tomar el control de nuestra salud, de nuestras vidas"

Los trabajadores de Ansabo y la Comisión de Mujeres ya han expresado en un comunicado su predisposición para readecuar la producción de la planta para producir materiales necesarios para ponerse a disposición de las necesidades de la población en el marco de la pandemia: “Los trabajadores podemos producir elementos escenciales como alcohol en gel para la población como así también los insumos básicos para producir cajas que pueden ser utilizadas para el embalaje de alimentos, medicamentos y elementos sanitarios. También ponemos a disposición el predio de la fabrica dónde podemos ayudar con alimentos a todo nuestro barrio que, al igual que nosotros y gran parte de la población, está pasando hambre”, y exigieron al gobierno que garantice los elementos necesarios y presupuesto necesarios para poder llevar estas propuestas adelante: “Solicitamos al gobierno nacional y provincial la ayuda necesaria para poder llevar adelante estás iniciativas y aportar de forma solidaria. Los trabajadores de las fábricas recuperadas estamos mostrando en todo el país la potencialidad que tenemos para poder ayudar en esta dura situación”.

En ese sentido, estudiantes de la secretaría de En Clave Roja de la UNQ, expresaron: “Queremos impulsar un convenio entre Ansabo y la Universidad para que Ansabo pueda distribuir las latas del proyecto de la SuperSopa en los barrios, teniendo en cuenta la emergencia social y sanitaria por la que está atravesando la población. Los trabajadores de la gestión obrera, junto a la Comisión de Mujeres, y en coordinación con profesionales y estudiantes, podemos jugar un rol fundamental al servicio de las necesidades de las familias obreras del conurbano para que nadie pase necesidad en el medio de la pandemia”.

Noticia en desarrollo







Temas relacionados

Coronavirus   /    Ansabo   /    Gestiones obreras   /    Zona Sur del Gran Buenos Aires   /    Mundo Obrero

Comentarios

DEJAR COMENTARIO