Cultura

Internacionalismo

A puro rap y hip hop, Madygraf realizó festival en apoyo a las luchas de Chile y Bolivia

Tiempo estimado 8:59 min


Con la presencia del campeón nacional de la Batalla de Gallos Red Bull, Trueno, la “Fábrica de Rimas” reunió a más de 2 mil jóvenes que se solidarizaron con la gestión obrera y apoyaron las luchas de los trabajadores y pueblos chileno y boliviano.

Lunes 9 de diciembre de 2019 | 03:25

Eran las 13hs del domingo y la ansiedad carcomía a cada uno de les presentes en el festival Fábrica de Rimas. Ya no había excusas ni tiempo para planear nada más. El sonido era perfecto y los técnicos daban los últimos detalles a la pantalla que iba a transmitir todo lo que pasara sobre el escenario.

Por otro lado, varios obreros de Madygraf les mostraban a los que por primera vez entraban su fábrica las instalaciones y les contaban su lucha para ponerla producir sin patrones y al servicio de los trabajadores y el pueblo.

MadyGraf: un lugar de organización de los de abajo

Silvana y Anahí, trabajadoras de la Comisión de Mujeres de la gestión obrera, abrieron la jornada agradeciendo a todos los presentes. La mayoría jóvenes que por primera vez pisaban el predio de la fábrica.

Anahí contó que cumplieron 5 años de gestión obrera, luego de que Donnelley, la antigua patronal de la fábrica, se fuera del país dejando a los trabajadores en la calle. Remarcó que gracias a la solidaridad de organizaciones obreras, estudiantiles y de mujeres hoy pueden seguir peleando por mantener sus puestos de trabajo y ser un gran ejemplo para todos los trabajadores que enfrentan día a día cierres, despidos y suspensiones.

Silvana por su parte expresó que además de producir, vienen haciendo un club y conquistaron la única juegoteca de todo el gremio gráfico. Están haciendo de Madygraf un lugar de organización de los trabajadores contra las patronales y las burocracias, un lugar donde se unen con los trabajadores desocupados por sus demandas, con el movimiento de lucha de las mujeres del que sus compañeras de la fábrica son parte y con los jóvenes que son el futuro. No solo son una gráfica, son un lugar de organización de los de abajo.

Nicolás del Caño y Myriam Bregman presentes en MadyGraf

Las trabajadoras también aprovecharon para impulsar una campaña de solidaridad para ayudar a sostener la gestión obrera. Con la devaluación, los costos de los insumos importados para la industria gráfica se fueron a las nubes. Por eso plantearon la exigencia al Estado de estatización de la planta bajo control obrero para poder ser proveedores directos del Estado (principal consumidor de papel impreso en el país) y así producir cuadernos, libros, manuales y todo lo necesario para que los hijos de los trabajadores tengan sus materiales de estudio a un costo más bajo. También exigieron una tarifa social en los servicios energéticos para todas las cooperativas y personas que lo necesiten.

Seguimos de pie luchando sin bajar los brazos

Hubo un momento particular del evento que fue cuando los hijos y las hijas de los obreros subieron al escenario. Muchos de ellos eran muy pequeños cuando sus padres ocuparon la planta y la pusieron a producir.

Invitaron a luchar por una vida digna. Remarcaron a los miles de jóvenes presentes que ellos son la generación que van a tener que “bancar los trapos” por el ajuste que descarga el FMI y los partidos patronales.

Intervenciones artísticas en el evento

Denunciaron los trabajos precarios donde los pibes laburan por unas monedas, cobran en negro y no tienen obra social. Y si consiguen un laburo decente, los toman por tres meses lo cual también los impide estudiar. “Después de todo los que nos hicieron los de arriba, seguimos de pie luchando sin bajar los brazos. Por eso apoyamos las luchas de Chile, Francia y Bolivia. Porque cuanto más avance las luchas de allá, vamos a estar en mejores condiciones de pelear acá. Es una lucha internacional como la de las mujeres contra los femicidios y el aborto legal, seguro y gratuito” expresó una de las hijas de los obreros.

Fábrica de rimas: freestyle, trap y hip hop en apoyo a la gestión obrera

Arriba del escenario se preparaba todo. Los platos de DJ Sista V, creadora de atmósferas musicales y rituales de baile con su estilo Black Soul Music en todas sus variantes, empezaron a avivar las llamas en la pista de baile y preparó la escena para lo que se venía. Atrás, Trueno se preparaba con La Comuna 4, Real Valessa, Mala Junta Malandro, Valentina Cooke y Dozer. Toda la irreverencia ácida y filosa de las rimas que cada uno de ellos tienen en su repertorio, demuestra que el Rap es un género contestatario siendo un canal de expresión para millones de jóvenes de todo el mundo. Entre la gente, la mayoría sonríe mientras algunos se sorprenden.

El sol va pasando de este a oeste y la “Fabrica de Rimas” comienza a encenderse. Comienza la batalla de freestyle. Se da paso a un sinfín de versos llenos de conciencia social e historias de vida que van a pasando de oído en oído de les presentes generando en cada uno sensaciones de rebeldía que evocan los jóvenes MC (raperos) quienes tuvieron la oportunidad de vomitar en el micrófono rimas contestatarias en un espacio donde ningún yuta podría reprimirles, un lugar donde su flow solo fue limitado a su expresión y capacidad de improvisación.

Los primeros beat que coparon el escenario fueron Real Valessa y Valentina Cooke , con rimas y un flow que empoderaron el beat y deconstruyeron a más de uno de les presentes.

Valentina Cooke

A la fiesta se une Juan Matias Varela, alias Dozer. Raper de los trenes que luego de varios años trabajando en la calle, comenzó a participar de algunos eventos hasta llegar a ser Campeón Argentino del Freestyle.

Dozer

Una de las presentaciones más esperadas por todos fue la de La Comuna 4, Con MC Peligro junto con el ganador de la Batalla de Gallos de Red Bull 2019 Argentina, Trueno, para que les pibes vibren con sus rimas llenas de madurez, dejando la plaza atrás para tomar la posta y ser un referente en la escena del rap.

Trueno y Comuna 4

El día va llegando a su fin y la noche se apodera de Garín. La semifinal se lleva a cabo antes que toque Mala Junta Malandro, pero la final de la batalla de la Fábrica de Rimas prometió mucho por la calidad de los últimos MC. Eran dos chicos y sus caras lo denotaron. No pasa lo mismo con sus letras, en las cuales desprenden madurez, sabiduría, vivencias de barrio, calles y plazas recorridas. Hace rato dejaron de ser promesas para convertirse en pura realidad. Un día que tal vez será el comienzo de algo grande.

Tiago, ganador de la batalla de Freestyle

Cuando la noche se apodera de todo y los ánimos están por todo lo alto por la concurrencia y el éxito que la fábrica tuvo en cuanto a la recepción de los jóvenes.

Había lugar para una sorpresa más traída desde Chile. El silencio se apodera del final de la noche, suena un beat y se escucha “¡Vengo de Chile! del Bajo Chile anónimo”. Esta es una de las grandes frases que contiene la canción “El Otro Chile” del rapero Portavoz, canción que nació hace siete años y que en este 2019, con la explosión social que vive el país, cobra más fuerza que nunca. Hace su presencia, de forma sorpresiva, cantando rap con R de Revolución y dándole un final con mucho flow a una fábrica de rimas que creo más que solo rimas sino que fue una cuna de luchadores trabajadores con el sello que inspira Madygraf.

Portavoz

Solidaridad con los pueblos en lucha

La fábrica bajo gestión obrera en el corazón industrial de la Argentina se propuso saludar las luchas de Chile, Francia y Bolivia, apoyar a los trabajadores y la juventud que se levanta, y denunciar a los represores, asesinos y golpistas. Nicolás Bustamante, dirigente obrero de Chile y Lyam Riveros, estudiante universitario de Valparaíso, tomaron la palabra. Ambos reivindicaron la heroica lucha que está llevando el pueblo chileno y repudiaron la represión que vienen sufriendo por parte del odiado gobierno de Piñera. Tomaron de ejemplo a Madygraf como una muestra internacional concreta y valiosa de que los trabajadores tienen la posibilidad, al calor de la lucha y los ataques de los patrones y sus gobiernos, de controlar fábricas y servicios, que sirvan al pueblo y sus luchas, para avanzar en tener una fuerza superior contra los capitalistas.

“Fábrica de Rimas” fue un apoyo internacional a las masas que se levantan y un repudio al golpe en Bolivia, con miles de jóvenes, trabajadores y mujeres que participaron. También fue la difusión de un ejemplo concreto, poderoso, por ser una fábrica controlada por sus trabajadores.

En MadyGraf se levantó bien fuerte el grito que dice “No al golpe en Bolivia”, “Viva la lucha de los trabajadores y la juventud chilena”, “Viva la huelga general en Francia”.





Temas relacionados

Trueno   /    #FueraPiñera   /    Trap   /    Gestiones obreras   /    Hip Hop   /    Rap   /    MadyGraf (ex-Donnelley)   /    Zona Norte del Gran Buenos Aires   /    Cultura   /    Juventud   /    Mundo Obrero

Comentarios

DEJAR COMENTARIO